Estrategias para tomar decisiones difíciles ¿Conoce unas mejores?

Decidir efectivamente sobre situaciones difíciles, como escoger entre dos líneas de negocio, moverse a otra ciudad, o cesar un cliente, es clave para el éxito y felicidad de su negocio.

BlazDesigns es sinónimo de Decisiones Estratégicas
Simular la Estrategia de Negocio

Blazdesigns presenta en síntesis las fáciles y provechosas estrategias de Travis Bradberry, Ph.D.,escritor asociado de Forbes. y consultor en más del 75% de las 500-Fortune con su empresa TalentSmart.

 

 

1. Las decisiones fuertes tómelas en la mañana. Deje las decisiones sencillas para el final de día y decida lo complejo cuando tiene más energía y su mente está fresca. El truco está en levantarse temprano a trabajar en la(s) tarea más complicada antes que las distracciones del día arriben (llamadas, correos, reuniones, etc.). Para complementar esta estrategia, es bueno decidir lo sencillo la noche anterior para adelantarse al mañana. Por ejemplo, decida de noche qué va a vestir y así no tendrá que pensarlo cuando se levante.

2. Sepa si está siendo objetivo, o no. Fíjese en los criterios que usa para tomar una decisión difícil. Las personas exitosas se toman el tiempo para desarrollar con antelación sus criterios —a veces reutilizables— porque saben que la efectividad que su decisión es tan buena como los criterios que escojan. Algo que puede ayudar a construir buenos criterios es responder unas sencillas preguntas: ¿Cómo me beneficia esta decisión?, ¿Cómo esta decisión refleja mis valores?, ¿Qué me puede hacer arrepentir, o no, de esta decisión?

Las decisiones difíciles en los negocios se caracterizan por ser impactantes e irreversibles. BlazDesigns ayuda a aumentar la efectividad de tomar decisiones utilizando, como uno de sus técnicas, el modelado de decisiones. Haga una consulta sin costo sobre su caso de negocio.

Finalmente, una de las mejores estrategias de la lista.

3. Convierta las decisiones cotidianas en rutina. Tomar decisiones es como un músculo: se cansa en la medida de su uso. Una de las mejores estrategias de las personas exitosas para evitar la fatiga es eliminar las decisiones cotidianas haciéndolas rutinas manejables. Así, hacemos espacio a más recursos intelectuales para las decisiones complejas. Ejemplo: Steve Jobs siempre aparecía vestido igual en sus presentaciones.

Nuestro éxito y bienestar depende de la efectividad de tomar decisiones difíciles.